Necesitamos seguir avanzando en gratuidad para la educación.

“Necesitamos seguir avanzando en educación para que sea una herramienta de promoción social y no, como ocurre en Chile, un instrumento de perpetuación de las desigualdades”, afirmó el presidente del Partido Socialista (PS) y candidato a senador por la Región del Maule, Álvaro Elizalde.

De cara a las elecciones presidenciales y parlamentarias de noviembre próximo, el ex ministro subrayó –en entrevista con Radio Nuevo Mundo- que “necesitamos múltiples herramientas que nos permitan construir un país con menores desigualdades” y llamó a las fuerzas de centro-izquierda a actuar “con un sentido de responsabilidad hacia el país”.

“Un triunfo de Sebastián Piñera significaría un retroceso a importantes avances sociales obtenidos en los últimos años. Sebastián Piñera le quiere poner marcha atrás a conquistas sociales que son muy relevantes para las familias de clase media y de sectores populares”, dijo.

Añadió que el ex mandatario “se opone a la gratuidad porque él cree que es un bien de consumo, no un derecho y, por tanto, depende de la capacidad de pago de las familias”.

Elizalde enfatizó que “la sociedad chilena debe plantearse cómo resuelve diferencias profundas para avanzar hacia un país más justo”. Ello cobra relevancia cuando el Congreso se apronta a discutir el Presupuesto 2018, que incluye la ampliación de la gratuidad en educación superior a alumnos de hogares pertenecientes al 60% de menores ingresos, algo que el conglomerado que apoya a Piñera, adelantó que va a rechazar.

Durante 2017 la gratuidad impulsada por la Presidenta Michelle Bachelet ha beneficiado a más de 262 mil estudiantes.

“Unidad para la segunda vuelta”

El postulante al Senado, además, valoró el apoyo de sectores de la Democracia Cristiana a un acuerdo de apoyo mutuo de cara a la segunda vuelta presidencial. “Tenemos que jugarnos por obtener un triunfo en un marco de unidad”, afirmó.

Añadió que espera que “la Democracia Cristiana forme parte de esto junto a otros actores políticos y que, de esta forma, podamos consolidar un triunfo relevante para garantizar que el próximo gobierno sea uno que siga impulsando reformas importantes para construir un Chile más justo”.